las 7 peores campañas de Relaciones Públicas

1. Pepsi, 1992: Un concurso que salió mal. Muy mal.

6_20150709QmgAQq

La multinacional de bebidas Pepsi lanzó un concurso en Filipinas en el que prometió un premio equivalente a un millón de dólares. El ganador del premio sería un número de serie al azar impreso en el tapón de una botella de Pepsi. Cuando anunciaron el número, se encontraron con que 800.000 personas reclamaron el premio: un error de fábrica había repetido cientos de miles de veces aquel número.

Ante el desaguisado, Pepsi se echó para atrás y dijo que el concurso no era válido. Esto provocó la ira de los 800.000 ganadores que ya se creían millonarios, y que lanzaron miles de amenazas de muerte a los empleados de la compañía en el país asiático. La empresa retiró a todo su personal extranjero a excepción de dos personas. La convulsión social por el engaño llegó al punto de que dos empleados murieron cuando una multitud lanzó bombas de fabricación casera contra un camión de reparto. Acababan de entregarle el mercado filipino a Coca-Cola, y habían muerto dos personas.

2. Telemadrid, 2007: Mensaje invertido.

La cadena de televisión pública madrileña lanzó, en la primavera de 2007, el eslogan “Espejo de lo que somos”. En aquel entonces, la presidenta de la Comunidad de Madrid era Esperanza Aguirre, del Partido Popular. En lugar de transmitir el mensaje de que representaban a la población, la población lo tomó en su contra. No hubo que esperar mucho para que la campaña de Telemadrid, acusada de recurrentemente de estar vendida al poder político, se volviera inmediatamente en contra de la presidenta de la Comunidad: “Espe jode lo que somos”.

3. Snapple, 2005: Un polo demasiado grande en el centro de Nueva York.

La compañía de helados norteamericana quiso hacer una campaña que dejara huella en el verano de 2005. Para ello instalaron un polo de fresa gigante en Union Square de Nueva York. Lo que no calcularon los publicistas es que un polo, con independencia de que midiera varios metros de altura y pesara casi 16 toneladas, se deshacía igual al calor que un polo pequeño. En pocas horas, la plaza neoyorquina se vio empapada de agua con colorante rojo y sabor a fresa, generando un ridículo espantoso.

4. Ratner’s, 1991: Anillos de boda que son “auténtica basura”.

En 1991, el consejero delegado de la casa de joyeros Ratner’s, en Inglaterra,aseguró que todos sus productos eran una auténtica basura, y que por eso eran más baratos que los demás. La compañía perdió 500 millones de libras esterlinas de valor y casi desaparece del mapa.

Además, Ratner se molestó en puntualizar que algunos de los pendientes que se vendían en sus tiendas eran más baratos que un sándwich de Marks & Spencer, aunque, eso sí, durarían más que el bocadillo.

Los tabloides británicos se cebaron con portadas en las que aparecían jóvenes recién casados en la desolación más absoluta, decepcionados con el anillo que les habían regalado, y que había sido tildado de “auténtica basura”.

Las pérdidas globales fueron tan grandes que la marca pasó a llamarse H. Samuel and Ernest Jones PDQ. En la actualidad, se conoce por “hacer un Ratner” cuando una empresa humilla a sus clientes. Un ejemplo es Ryan Air y su presidente, Michael O’Leary, que llamó a los usuarios de la aerolínea “imbéciles”.

5. Colorado Fuel & Iron Company, 1914: La invención de las relaciones públicas.

John D. Rockefeller Jr. era el propietario es esta enorme mina de carbón en Colorado. Las malas condiciones laborales provocaron que los 1.200 mineros declararan una huelga. La respuesta del vástago Rockefeller fue llamar a la Guardia Nacional de Estados Unidos para exterminar a los mineros y a sus familias. Se recuerda como la masacre de Ludlow.

El rechazo de la opinión pública a esta acción fue tal que los Rockefellerlanzaron por primera vez una campaña de Relaciones Públicas, con un departamento dedicado a gestionar su reputación y con el nacimiento de la Fundación Rockefeller. El objetivo era mostrar al mundo lo preocupados que estaban con las causas sociales.

Pero aún hay más. Antes de que se produjera la mssacre por parte de la Guardia Nacional, la compañía llegó a usar aviones militares de la Primera Guerra Mundial que lanzaron bombas y gas a los mineros.

6. Calvin Klein, 1995: de vaqueros cool a un escándalo con menores.

En 1995, la marca de ropa Calvin Klein lanzó una serie de anuncios para promocionar sus vaqueros para chicos y chicas. En pantalla aparecían adolescentes solos en un sótano delante de una cámara, interpelados por una voz masculina, grave y adulta con preguntas del tipo: “¿qué llevas puesto?” o “¿Has hecho el amor alguna vez en alguna película?”. El tono pornográfico de los anuncios provocó que se retiraran de inmediato y una página completa de disculpa en The New York Times.

Lo peor es que el primer chico que aparece en el anuncio tuvo cargos de abuso a menores y se suicidó a los 36 años, aunque no existen datos que demuestren la vinculación entre estos hechos y el anuncio. Después del anuncio, el Departamento de Justicia investigó también a Calvin Klein por posible pornografía infanti.

7. Malaysia Airlines, 2014: ¿Qué harías antes de morir?

Después de los trágicos accidentes de los vuelos MH17 y MH370 en un mismo año, en los que murieron 537 personas, la aerolínea tuvo la idea de enviar a sus clientes un concurso en el que sorteaban vuelos gratis. Las bases del concurso consistían en enviar una lista de las 100 cosas que harías antes de morir. La idea fue realmente desastrosa y el concurso fue rápidamente retirado de la red. Claramente, y con esos precedentes, no era la mejor manera de conseguir nuevos viajeros.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s