10 lecciones de mujeres de ficción

20160803162534-hermione

Las emprendedoras pueden aprender grandes enseñanzas de personajes como Hermione, la Viuda Negra y Katniss.

Las mujeres emprendedoras son especiales porque no sólo tienen que enfrentar los mismos retos que su contraparte masculina, sino que a veces deben vencer los sesgos de género que existen en la sociedad y en ocasiones, balancear su papel de dueñas de un negocio con su figura de esposa y madre.

Sin duda alguna, las emprendedoras tienen que hacer uso de superpoderes y habilidades fantásticas para manejar sus diferentes facetas. Hay mujeres de ficción que tienen excelentes enseñanzas para las emprendedoras debido a su fuerza, sabiduría y capacidad de liderazgo.

Conoce a 10 mujeres de ficción con grandes lecciones para las mujeres de negocios.

1. La formación no es delimitante (Viuda Negra, Universo Cinematográfico de Marvel)
El personaje de Natasha Romanoff (interpretado por Scarlett Johanson) se ha convertido en los últimos años en un ícono del poder femenino moderno. Este personaje tiene grandes lecciones pues logró transformar un pasado lleno de dolor y una formación oscura en su fuerza para hacer el bien.

Muchas emprendedoras, sobre todo de sociedades más tradicionales, tienen que superar una educación donde no se considera que las mujeres puedan ser figuras de negocios. Al igual que la Viuda Negra, puedes encontrar en tu pasado la fuerza para construir tu futuro y no dejar que este te defina al momento de hacer tu trabajo.

Otra de las grandes lecciones de la Viuda Negra es que a pesar de ser un personaje fuerte – y a veces violento- nunca pierde su femineidad. De hecho, en diversas ocasiones es parte de lo que la hace sobresalir. Hay algunas empresarias que piensan que para hacerse respetar tienen que mostrarse duras o comprometer quienes son. No es verdad, ya que no es lo mismo ser firme y fiel a ser cruel.

2. Puedes jugar en un mundo de hombres… y ganar (Agente Carter, Marvel’s Agent Carter)
Hay quienes aseguran que Peggy Carter (el interés amoroso del Capitán América) es la primera superheroína bien hecha.

La Agente Carter no sólo tiene que enfrentarse a una sociedad secreta malvada como HYDRA, también tiene que soportar el sexismo presente en el mundo de la post guerra. Aunque es una mujer inteligente y un soldado capaz, muchas veces tiene que trabajar el doble para ser la mitad de reconocida.

El mundo real no es muy diferente. Muchas veces las mujeres emprendedoras deben esforzarse más para convencer a inversionistas y clientes, sobre todo en sociedades machistas.

Sin embargo, y de la misma manera en que lo hace Carter, también pueden salir abantes sin la necesidad de que las rescate un hombre.

3. Ser fuerte no significa dejar de sentir (Xena, Xena: Warrior Princess)
Xena fue uno de esos extraños personajes femeninos fuertes que tuvimos en los años 90 que no sólo era capaz de vencer a sus enemigos, también podía sentir con todo el corazón. Esta heroína de leyenda tuvo que enfrentarse a terribles criaturas y sufrir grandes pérdidas y sin embargo seguir adelante sin detenerse.

La princesa guerrera sabía de la importancia de mostrarse fuerte en un mundo dominado por hombres, no obstante, también era una persona extremadamente fiel a las personas que la amaban. Al final del día, fuera de la armadura se encontraba una mujer muy fuerte pero por la grandeza de su corazón.

4. Conoce tus fortalezas (Katniss Everdeen, Los juegos del Hambre)
Cuando pensamos en Katniss, generalmente la imaginamos con su arco y flecha. En su hogar erera una buena cazadora, una habilidad que le ayudó a sobrevivir en la arena de los Juegos del Hambre.

Si vas a abrir un negocio, asegúrate que esté basado en las habilidades que tienes. Es decir, si tu fuerte no son las ventas directas, tal vez necesites probar con un modelo que no requiera la interacción frente a frente con otras personas, algo como un negocio de ecommerce.

Claro que puedes prepararte y estudiar para desarrollar tus habilidades. No dejes que la ignorancia, aquella que es remediable, te detenga.

5. No tienes que esconder tu inteligencia (Hermione Granger, Harry Potter)
La bruja más inteligente de su generación tal vez empezó llorando en los baños de Hogwarts, pero pronto decidió tomar su inteligencia y convertirla en su mayor cualidad. Sabía que le gustaba estudiar y le sacaba provecho, algo que no vemos muy seguido en nuestra sociedad.

Hermione demostró que ser atractiva no es sinónimo de ser tonto. Reconoce lo que sabes y utilízalo como fuente de confianza en tu vida diaria. Al final, es más interesante alguien que sabe que una persona que solo aparenta.

6. Ser una líder que inspire (Daenerys Targaryen, Game of Thrones)
Como la última Targaryen viva, Daenerys lucha fuertemente por su derecho a controlar los Siete Reinos de la misma manera en que lo hizo su padre. La khaleesi ha sobrevivido la muerte de su familia y su amado esposo y los honra transformándose de una niña tímida a la gran comandante de un ejército temible al que alimenta por su fortaleza y trato cordial.

Daenerys es como toda CEO debería ser: una líder que inspira a sus seguidores, con una convicción que hace que su visión se convierta en la misión compartida de todo su equipo.

7. La importancia de alimentar un buen equipo (Temperance Brennan, Bones)
“Huesos” no sólo es una especialista en su campo y ha conseguido encontrar el balance entre vida personal y trabajo al colaborar con su esposo. También es especialista en sacar las mejores características de su equipo.

Los colaboradores de Brennan trabajan como una unidad integrada ya que conocen las capacidades de los demás gracias a que su jefa los sabe ensalzar (y regañar) cuando es necesario. Saben que que “Huesos” no tiene malos trabajadores en su equipo y por eso confían en la labor del otro.

8. Siempre hay un lado positivo (Violet Crawley, Downton Abbey)
La famosa Condesa Viuda de Downton Abbey ha visto cómo el patrimonio de su familia ha estado al borde del colapso cientos de veces. Aunque es una representante de una época pasada, no teme sacrificar las tradiciones si con eso logra sus objetivos, que generalmente tienen que ver con la felicidad de su familia.

Como emprendedora puedes ser calculadora como Violet, en el sentido de que puedes estudiar todas las aristas de una situación y para encontrar cómo puedes sacarles provecho para tu negocio.

Nunca debes dejar que las circunstancias te abrumen.

9. Defiende lo que crees (Mulan, Mulan)
Esta heroína tradicional china, que luego se convirtió en Princesa de Disney, sacrificó todo lo que era para luchar por algo más grande que ella: la vida de su padre.

Al igual que Mulan, no puedes saber si al final del día vas a triunfar pero tienes que luchar por intentarlo, a veces dejando para siempre tu zona de confort.

Si Mulán no hubiera luchado por sus ideales, aun en contra de lo que quería su familia, jamás hubiera conocido a sus amigos, encontrado el amor y finalmente, salvado a China.

10. No temas ser tú misma (Mérida, Valiente)
Mérida era una princesa atrapada en una vida que le exigía ser de una manera que no iba de acuerdo con lo que ella realmente quería.

Como emprendedora, debes tener la fuerza de seguir tu propio camino y hacer lo que realmente amas, probar diferentes cosas hasta encontrar aquello que sea lo que realmente te queda, y cuando lo encuentres, dar lo mejor de ti.

Recuerda que es tu vida, tu negocio. Sé valiente al dirigirlo.

¿Conoces otro personaje femenino que deje lecciones emprendedoras?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s